En el siglo XXI una buena estrategia de marketing dental tiene que incluir todo aquello que se refiera a la difusión en internet. Desde la creación de una atractiva página web hasta la posibilidad de publicitar tu clínica dental en Google. ¡Ya no es el futuro, es el hoy!

De hecho, el internet que conocemos es absolutamente impensable sin Google y otras páginas de buscadores. Todos buscamos en estas webs aquello sobre lo que deseamos información. Desde un destino turístico a una receta para la cena, y por supuesto también lo usamos para  buscar la clínica dental a la que vamos a ir próximamente. Ahí es donde entra en acción el marketing digital basado en la escritura SEO.

Por qué es tan importante el SEO en el marketing dental

Si no estás muy al día de las estrategias de marketing digital te preguntarás qué es eso del SEO.  Esas siglas provienen del inglés y se corresponden con Search Engine Optimization. Y básicamente lo podemos entender como un modo de escribir para que nuestra web o nuestro artículo aparezca lo mejor posicionado posible en los buscadores o motores de búsqueda.

Es decir, que para que nuestra web aparezca en los puestos más altos tras una búsqueda, no basta con que tengamos muy bien expuesta la información. Además tiene que estar redactada atendiendo a la estrategia SEO. La cual se ha convertido en una de las disciplinas más destacadas entres los profesionales del marketing digital.

Hay que tener en cuenta que se valoran muchos elementos dentro del SEO. Algunos tienen que ver con el modo de escribir nuestros textos, para lo que se valoran conceptos como las palabras clave o keywords, la optimización del código o los formatos de la urls. Pero también se tienen en cuenta los enlaces internos y externos, la presencia en redes, la experiencia del usuario o la relevancia de nuestra página.

Por eso los profesionales diferencian entre SEO on page y SEO off page. En el primer caso se trata de cuestiones sobre el contenido textual que ofrecemos. Unos escritos que deben ser de calidad tanto para el lector como para los buscadores. Es decir, que pueda ser indexado por Google y responda a las preguntas de los usuarios.

Pero a eso hay que sumar el SEO off page que atiende a otras valoraciones como son la velocidad de carga de nuestra web, nuestra presencia y actualización en redes sociales o la cantidad de enlaces que otras páginas, blogs y usuarios harán a la web de nuestra clínica dental.

De todo esto se deduce que el marketing digital cada vez es un mundo más complejo y profesionalizado. Por ello si queremos triunfar en este campo hay que recurrir a los especialistas en la materia. Y además hay que valorar que el éxito del SEO nunca es inmediato.

A corto plazo, el posicionamiento en los buscadores no es posible. Se necesita un tiempo hasta que esos mismos buscadores reconocen tus contenidos. De manera que para despegar, es recomendable  que combines la estrategia de escritura SEO en tu web con la publicidad en Google Ads, orientada a dar resultados de posicionamiento a corto plazo, haciendo así que desde el principio el nombre de tu clínica dental aparezca en primeros resultados de búsqueda.

Al fin y al cabo ese es el objetivo de este tipo de marketing dental. Que un posible paciente busque en Google palabras como “ortodoncia” o “blanqueamiento dental” en su ciudad y tu clínica dental aparezca en los primeros puestos de la lista. Ese es el fin último del posicionamiento SEO y para lograrlo se necesita contar con profesionales del marketing digital.

¿Quieres una propuesta de marketing dental para tu clínica?